Cómo cortar una naranja para decorar

Las naranjas son un ingrediente muy utilizado en la cocina, debido a sus numerosas propiedades y el toque ácido a la vez que dulce, que puede aportar a nuestras recetas. Sin embargo, las naranjas, no sólo son un mero ingrediente más para nuestros platos. También pueden convertirse en un elemento decorativo muy original en ellos.

Es por ello, que en este artículo queremos mostrar y recomendar diferentes trucos y métodos para decorar una naranja. Toma nota, con estos consejos tus platos lucirán espectaculares.

Herramientas para cortar y decorar una naranja

Para llevar a cabo la decoración de una naranja que pondremos en los platos que serviremos a nuestros invitados, únicamente necesitamos un cuchillo y la propia naranja. Nuestra recomendación es que el cuchillo sea del tipo mondador o de verduras, para que te sea más fácil su manejo.

Cómo cortar una naranja para decorar

Gracias a que la piel de las naranjas no es ni demasiado dura, ni demasiado gruesa, podemos tallar o cortar con nuestro cuchillo todo tipo de formas fácilmente. A continuación queremos recomendarte una serie de técnicas muy básicas pero bonitas con las que cortar las naranjas y decorar con ellas.

Cortar una naranja en forma de espiral

Comenzamos por la técnica más sencilla, pero no por ello la menos bonita. Para hacer la espiral necesitamos coger la naranja y cortarla a rodajas para usar las centrales, que son las más grandes. Una vez tengamos estas rodajas del centro, haremos un corte en el centro, formando una especie de radio. Esto quiere decir, que el corte no irá de extremo a extremo de la rodaja de naranja, sino, del centro a un solo de los extremos. Después, solo tenemos que retorcer el limón para hacer la forma de espiral.

Cortar una naranja con forma de rizos

Esta es una forma muy original de presentar la piel de las naranjas, y aunque no lo pueda parecer, es muy fácil de hacer. Lo primero que necesitamos hacer es cortar las puntas de la naranja y vaciarla. Cuando esté vacía, hacemos un corte dejando la piel en forma de tiras, que enrollaremos para poder hacer los rizos. Si queremos que nuestros rizos queden finos, necesitaremos cortar la piel del limón en rodajas de 0,5cm.

Cortar una naranja con forma de estrella

Es posible que esta decoración la hayas encontrado en algún centro de mesa en restaurantes. Se trata de una propuesta para decorar naranjas muy original, que queda estupendamente bien y es nada complicada de conseguir. Para ello necesitamos hacer unos cortes en la corteza central de la naranja, con los que recorreremos toda la corteza de forma longitudinal. Finalmente habremos conseguido dos trozos de naranja. Debemos asegurarnos que todos los cortes tengan la misma profundidad.

Cortar una naranja con forma de flor

Posiblemente esta sea la forma más común de cortar una naranja para decorar, pero a pesar de ello, es un recurso muy bonito. Para que nos quede perfecta, debemos aplicar un poco de paciencia, para que la corteza de la naranja no se nos rompa al cortarla. Necesitamos pelar la naranja desde arriba y profundizar en el corte lo suficiente como para llevarnos la parte blanca, pero no la pulpa. Una vez que hayamos pelado de una vez toda la corteza, la enrollamos para que nos quede con forma de flor.

Es importante, que a pesar de que nosotros ejerzamos un trabajo minucioso a la hora de cortar una naranja para decorar, escojamos una naranja de calidad, con una corteza de calidad. Echa un vistazo a los tipos de naranjas que tenemos, aquí.

Escrito en naranjas, Sin categoría

Calorías de una mandarina: ¿cuántas tiene?

Es saludable y no tiene grasa. Es una fuente de vitamina C, potasio, ácido fólico y magnesio. Es una fruta para todas las edades y momentos del día. Hablamos de la mandarina, la fruta estrella del invierno de la que no tenemos que preocuparnos por tomarla a cualquier hora del día. En NaranjasYa somos conscientes de la importancia que tiene para todos y todas la salud, por ello recomendamos su consumo porque las calorías de una mandarina son relativamente bajas. Cuanta con un bajo aporte calórico y con muchos beneficios.

Las propiedades de la mandarina la convierten en la mejor aliada del día a día, para tomar en casa, en el trabajo, en el gimnasio o allá donde estés. Si eres de lo que le preocupa lo que comes, seguramente, y en más de una ocasión, te habrás preguntado las calorías de una mandarina: ¿cuántas tiene?. Pues puedes estar tranquilo o tranquila ya que debes saber que, según algunos estudios consultados, esta fuente de energía nos aporta, por cada 100 gramos, unas 40 calorías aproximadamente. La mandarina, como buena fruta fresca, presenta un bajo contenido de calorías si la comparamos con otras frutas de su mismo rango. Y esto es porque un 80% de su contenido es agua. Así que ya no debes preocuparte por las calorías de una mandarina ya que el aporte de azúcares es muy bajo.

Pero eso no significa que esta fruta no nos aporte la energía que necesitamos para el día a día sino todo lo contrario. El aporte energético de 100 gramos de mandarina es, aproximadamente, de un 2% de la cantidad diaria recomendada de calorías que necesitamos. Así que vamos bien servidos con las calorías de una mandarina.

Otro aspecto muy importante sobre los azúcares de la mandarina es que éstos no pasan directamente a la sangre. Buenas noticias pues para las personas diabéticas o que sufren de hipertensión.

calorias de una mandarina

¿Cuántas mandarinas son 100 gramos?

El peso de una mandarina puede variar entre los 50 y los 100 gramos, según la variedad y atendiendo al tamaño. Es muy importante saber que no por más grandes son mejores. Aquí el tamaño no importa. Importa el contenido y lo que nos aporta. Por ello, teniendo en cuenta estos datos, 100 gramos de mandarina equivalen aproximadamente a 2 piezas de esta fruta. Sumamos pues y por cada 100 gramos de mandarinas le aportamos a nuestro organismo alrededor de unas 80 calorías. El tándem no puede ser mejor: gramos + calorías= salud y beneficios para nuestro cuerpo. 

Ya sabes que no tienes porqué preocuparte por las calorías de una mandarina. ¡Las recomendamos 100%! Y si las recomendamos en NaranjasYa, es porque son buenas.

Escrito en mandarinas

Propiedades del zumo de naranja

Una de las frutas que más propiedades y beneficios ofrece a nuestro cuerpo es la naranja. Las propiedades del zumo de naranja se convierten en vitaminas para nuestro sistema inmunológico. Y como el cuerpo es tan sabio, sabe repartirlas y hacerlas llegar a cada uno de los sentidos: desde la vista hasta el gusto, pasando por el tacto.

Como vimos en unos de los artículos publicados recientemente en nuestro blog, las propiedades del zumo de naranja no se pierden horas después de haber exprimido el fruto, sino que se conservan en todo su estado natural. Veamos pues, cuáles son los beneficios del zumo de naranja y de qué manera influyen en nuestro cuerpo sus propiedades.

Beneficios del zumo de naranja

Que la naranja es beneficiosa para nuestro cuerpo es algo que resulta obvio por sus múltiples propiedades. La fruta de oro, la que nos salva de coger una buena gripe y también la que nos cura hasta el resfriado más sonoro, es pura sabia para fortalecernos durante casi todo el año. Estas son las propiedades del zumo de naranja:

  1. 1. El zumo de naranja natural mejora nuestro sistema inmunológico. Ayuda a que nuestras defensas estén bien protegidas ante la llegada de cualquier gripe o catarro, sobretodo en los meses de invierno.
  2. No hay mejor tándem que el zumo de naranja natural y la vitamina C, tan intrínseca a su contenido. Un vaso de zumo de naranja natural aporta a nuestro organismo un 60% de la cantidad diaria recomendada de esta vitamina.
  3. Nos aporta energía. Sus azúcares, de rápida absorción, son los mejores aliados para empezar la jornada de trabajo con fuerza tanto física como mentalmente.
  4. Contiene vitamina A y ácido fólico, grandes aliados para tener una vista saludable y unos ojos bien protegidos.
  5. Ayuda a la formación de colágeno. Por su alto contenido en vitamina C, es una fruta ideal para la recuperación de tejidos corporales, sobretodo en heridas y cicatrizaciones.

Calorías del zumo de naranja

La (OMS), Organización Mundial de la Salud, apunta que el aporte diario recomendado de kilocalorías por día es de 2.000 aunque esto varía en función de la edad, el sexo,la actividad física que realices, es decir, si llevas una vida sedentaria o bien haces deporte de forma frecuente, y muchos otros factores como si estás a dieta, etc.

Teniendo en cuenta que una naranja mediana presenta un peso aproximado de 180-200 gramos, según tamaño y variedad, podemos señalar que esta naranja va a aportarnos unas 70 kilocalorías, (43 por cada cada 100 gramos). En el caso que nos ocupa, el zumo de naranja, observamos que el zumo de naranja nos aporta más calorías porque necesita más naranjas para su preparación. Por ello, para un vaso, usaremos un mínimo de 2 piezas, con lo cual, el aporte calórico será aproximadamente de 150 Kcal (70 o 75 kilocalorías por naranja exprimida).

Escrito en consejos saludables

Fruta por la noche: ¿sí o no?

La sociedad está llena de mitos. ¿Cuántas veces nos hemos preguntado si tomar fruta por la noche es la mejor opción para llevar a cabo una buena dieta? Pero, si repasamos los beneficios que nos aporta la fruta: agua, vitaminas, minerales, fibra, entre otros muchos, llegamos a la conclusión de que algo tan bueno y rico no puede ser malo o dañino para nuestro organismo.

La clave está en saber elegir bien. Si eres de las personas a las que que les apetece disfrutar de las propiedades de la fruta por la noche, sigue leyendo. Porque en NaranjasYa no tenemos razones de peso para no incluir la fruta por la noche, día tras día.

Comer fruta por la noche, ¿sí o no?

El debate está en la calle, en las redes, en casa y también en nuestra mente. Ante todo, por salud, pero también con buen gusto. Comer fruta por la noche puede aportarnos un excelente plan alimenticio, por eso, en NaranjasYa decimos sí a comer fruta por la noche.

Porque la fruta contiene gran cantidad de agua y ello nos ayuda a hacer una buena digestión manteniendo hidratado el cuerpo durante la noche. Porque mejoran el tránsito intestinal en el reposo nocturno en el que el cuerpo no ejerce ningún tipo de actividad. Porque la fruta, muchas de ellas, son alimentos saciantes y pueden ayudarnos a evitar esa hambruna que de repente nos puede invadir en mitad de la noche. Y porque muchas de las propiedades de la fruta nos ayudan a combatir la, a veces tan temida, retención de líquidos. Porque es ideal para no despertarse con los párpados hinchados y con bolsas debajo de los ojos.

¿La fruta por la noche engorda?

Todos y todas queremos mantener nuestra figura y nuestro peso, o al menos controlarlo. La clave está en escoger aquellas frutas que no presenten un alto aporte de azúcares. Frutas depurativas como la manzana, la piña, la pera, el melón, la sandía, la papaya, entre otras, nos ayudarán a que la ingesta de fruta por la noche no nos haga coger unos kilos de más. Por eso, comer fruta por la noche es bueno si sabes elegir bien.

Elige con NaranjasYa y consigue tus frutas online con esta propuesta de cena ideal: frutas variadas con yogur y avena. ¡Y a descansar!

Escrito en consejos saludables

Cuáles son las frutas cítricas

Las frutas cítricas son una fuente inagotable de vitamina C. Como buenas antioxidantes, nos ayudan a desintoxicarnos y a disolver de forma rápida los ácidos úricos de nuestro cuerpo. También son buenas aliadas para  reducir la formación de colesterol y disminuyen el riego de que podamos desarrollar enfermedades crónicas. Como ya hemos visto también en artículos anteriores, las frutas cítricas ayudan a la formación de colágeno en la sangre y a neutralizar la formación de sustancias cancerígenas.

La naturaleza es sabia y nos proporciona aquello que necesitamos en cada momento. Pero, ¿cuáles son las frutas cítricas? Todo cítrico tiene su amparo en la una família de frutos denominados citrus. Veamos pues cuáles son las frutas cítricas y las no cítricas.

Frutas cítricas y no cítricas

Las frutas son uno de los alimentos más beneficiosos para la salud. Y como tales, podemos establecer una clasificación según su sabor. Por un lado tenemos las frutas cítricas, las cuales conforman un amplio abanico en la gran variedad y tipología que hoy en día nos ofrecen el campo y el mercado. Una de las características intrínsecas que acompañan a los cítricos es la gran cantidad de ácido cítrico que contienen y por ello aportan ese sabor ácido. Por eso las denominamos frutas cítricas, ¡valga la redundancia!

Así pues, en el listado de frutas cítricas encontramos el limón, la mandarina, la cidra, la lima, la naranja, el pomelo, la clementina, las naranjas amargas, el calamondín, la piña, la mora y la uva, entre otras.

Por otra parte, están las denominadas frutas no cítricas, es decir, aquellas que presentan un sabor más dulce, como por ejemplo: la banana, el mango, la fresa, el aguacate, la manzana, la pera, la frambuesa, la sandía, el melón y el higo, entre otras.

¿El kiwi es un cítrico?

La respuesta está en su contenido. El kiwi, como buena fruta subtropical, no contiene tanto ácido como los frutos cítricos. Por eso, la respuesta es NO, el kiwi no es un cítrico aunque en ocasiones el paladar nos diga que sí. Pero sin embargo, ¡posee más vitamina C que la naranja!

Ahora que ya sabes cuáles son las frutas cítricas, ¿eres más de frutas cítricas o de no cítricas? Cuéntanos tu experiencia en el blog. Consigue tus frutas online con nosotros. ¡De la huerta a tu puerta en 24 horas!

Escrito en curiosidades

Tipos de aguacate: ¡conócelos!

Son muchos y muy variados. En el mercado existen diferentes tipos de aguacates que según el comportamiento de las flores en tiempo y secuencia clasifican a estos frutos en diferentes formas, texturas y sabores. En este artículo te descubrimos los principales tipos de aguacates que existen en el mercado.

Variedades de aguacates

De entre los diversos tipos de aguacates hablaremos en primer lugar de la variedad Hass, la más importante y también conocida a nivel mundial. Este fruto de color verde oscuro que con el tiempo y ya fuera del árbol cambia su color pasando por el morado y el negro presenta una piel gruesa y con una textura rugosa. Su tamaño mediano, oscila entre los 140 y los 350 gramos, dependiendo del crecimiento que haya obtenido en la planta. Su pulpa, dicen los que la prueban, que tiene una calidad excelente y un sabor muy rico.

  • Uno de los tipos de aguacates que recientemente han llegado a nuestro país es la Lamb Hass. Este fruto presenta características muy similares a la descrita anteriormente aunque su parte superior es un poco más ancha y por eso es de mayor tamaño. Su piel es más negra en su etapa de madurez en el árbol. Es un fruto que aguanta muy bien en el árbol las inclemencias del tiempo.
  • Dentro de los tipos de aguacates encontramos la variedad Pinkerton, un fruto que se forma muy bien en climas templados. De piel semigruesa y de color verde oscuro, la podemos diferenciar del resto por su cuello alargado. Resulta de fácil pelado y podemos decir que su pulpa presenta muy buena calidad.
  • Siguiendo con este análisis de tipos de aguacates os hablaremos de la variedad Reed, un fruto de forma redonda con un piel menos gruesa y de color verde. Su peso puede oscila entre los 300 y los 650 gramos. De rico sabor, es una variedad que se reproduce muy bien y puede llegar a producir abundantes cantidades en nuestros campos.
  • La variedad Bacon vuelve al modelo de frutas con tamaño de pera. Su piel, más delgada y fina que las variedades descritas anteriormente, es más sensible a la intemperie y no soporta tan bien las inclemencias por las características que esta presenta. Su tamaño puede presentar hasta 500 gramos de peso.  
  • Si por algo se diferencia el siguiente tipo de aguacate que os presentamos, Fuerte, es por su forma de cuello alargado tan característico. De piel verde y delgada, tiene una pulpa con una calidad excelente que te dejará las papilas gustativas con un sabor muy agradable.
  • Y por último os presentamos la variedad, Zutano, un fruto cuya piel brillante y fina es de color verde claro y cuyo tamaño mediano pesa entre los 200 y los 400 gramos. Es de las variedades más escasas de sabor por su textura acuosa y su calidad baja.

Elegir la que más te guste está en tus manos. Porque en la variedad, está el gusto. Puedes conseguir tus aguacates online en 24 horas, ¡de la huerta a tu puerta!

Escrito en aguacates

Cuántas calorías tiene un aguacate

Las calorías son unidades de energía que nuestro organismo necesita para desarrollar la actividad diaria. Revisar las características de aquello que ingerimos es también un buen ejercicio para llevar a cabo una vida sana. En NaranjasYa te ayudamos a conocer cuántas calorías tiene un aguacate y te revelamos las cualidades nutricionales de esta fruta.

Calorías de un aguacate

Para saber cuántas calorías tiene un aguacate podemos coger la unidad de medida de 100 gramos. Por ello, 100 gramos de aguacate contienen 160 calorías. ¡Pero ojo! Cabe tener en cuenta también el tamaño y el peso de este fruto tan apetitoso que puedes combinar en las tostadas de tu desayuno, en las ensaladas y con un delicioso guacamole. Por ejemplo, un aguacate cuyo peso sea de 200 gramos, contendrá alrededor de 330 calorías que equivalen a lípidos, carbohidratos y proteínas.

Aguacate: valor nutricional

Esta persea americana, cuyo origen procede de México, es una fruta rica en vitaminas B6, B9 y E. Su contenido en fósforo, hierro, magnesio y zinc la hacen muy peculiar, ya que sus ácidos grasos insaturados son muy buenos aliados para nuestro corazón. Además, contiene fibra y eso facilita también nuestro tránsito intestinal y favorece la digestión.

Como hemos dicho anteriormente al conocer cuántas calorías tiene un aguacate, presenta un alto contenido en grasas, pero este detalle no quita que lo desestimemos en nuestra dieta sino todo lo contrario. Las grasas del aguacate son buenas y además, fáciles de quemar. Su valor nutricional nos aporta muchos beneficios que veremos a continuación:

  • El aguacate nos ayuda a reducir los niveles de colesterol en sangre.
  • Fortalece nuestro sistema inmunitario.
  • Es un alimento rico en grasas (la mayoría, ácidos grasos omega 3).

  • Es una gran fuente de potasio (algunos expertos apuntan que más incluso que el plátano).

  • El aguacate nos ayuda a reducir la inflamación y el dolor en nuestras articulaciones. Tomar aguacate después de la actividad física es muy recomendable.
  • Su ingesta nos aporta una gran cantidad de vitaminas y minerales.
  • Sus propiedades nutritivas son buenas también para nuestro sentido de la vista por su contenido en luteína.
  • Además, su aceite es muy recomendable para el cuidado de nuestra piel.
  • Es un alimento saciante, ya nos ayuda a combatir la ansiedad debido a su ácido oleico.

Si te apasiona esta fruta y no tienes en cuenta cuántas calorías tiene un aguacate, ¡es momento de disfrutarla! Y nada mejor que con nuestros aguacates online. Te los llevamos a casa en 24 horas, de la huerta a tu puerta. ¿A qué esperas?

Escrito en aguacates

Variedades del cultivo de naranja

Vigorosos y productivos. Los árboles nos ofrecen una gran variedad que nos permite disponer de cítricos durante casi todo el año. Así, la recolección de las diferentes variedades de cultivo de naranja se inicia en septiembre con las variedades más tempranas y continúa de forma escalonada con las variedades más tardías hasta mayo.

A lo largo de los siglos, la evolución de las variedades de cultivo de naranja ha ido en aumento. Los naranjos se conocían en España como árboles cultivados de forma aislada en huertos y jardines, o plantados en los lindes de los caminos y parcelas. La variedad de naranjo dulce inicialmente cultivada fue la Blanca Comuna que constituyó durante muchos años, prácticamente hasta la mitad del siglo XX, la base de las plantaciones en la región valenciana.

Evolución de las variedades de cultivo de naranja

A continuación, veremos las diferentes variedades de cultivo de naranja que se han dado cita en nuestro territorio a lo largo de los años y cómo ha ido evolucionado su crecimiento:

  • En 1856 se introdujo en la provincia de Castellón el cultivo del mandarino común, y poco a poco se fue extendiendo por toda la zona.

  • A principios del siglo XIX se introdujo en España el naranjo sanguino, un cultivo que con el tiempo alcanzó gran interés.

  • En 1910, se introdujo en España la variedad Washington Navel, una variedad a la que se miró de reojo por su ombligo y gran tamaño. Como curiosidad, apuntaremos que, sus excelentes cualidades hicieron que su cultivo se extendiera por toda la zona naranjera, constituyendo hasta hace pocos años la base de la producción citrícola.

  • En 1920 y 1930 se importaron de Estados Unidos nuevas plantas de Washington Navel, pomelos y satsumas. De Argelia se obtuvo la Clementina Fina.

  • A mediados del siglo XX, la estructura varietal estaba basada fundamentalmente en el grupo de naranjas sanguinas y en el de Blancas con una producción bastante similar.

  • En la década de los años 60 del siglo XX se empezaron a propagar una serie de variedades que posteriormente tendrían una gran significación comercial: hablamos de las clementinas Oroval y de Nules, Navelina y Navelate. Poco después se iniciaba el cultivo de nuevas variedades de clementina como la Marisol, Hernandina, Okitsu, Fortuna, Nave Late, entre otras.

Ya en el siglo XXI, las variedades son tan inmensas como las extensiones del regadío de la huerta valenciana. La distribución varietal nos permite suministrar cítricos a los mercados durante la mayor parte del año.

Por eso, las naranjas de Valencia son las mejores.

Escrito en curiosidades, naranjas

El cultivo del naranjo en Valencia

La presencia del naranjo en tierras valencianas es conocida desde tiempos remotos. En este artículo queremos dar a conocer cuándo se inicia el cultivo del naranjo en Valencia en plantaciones regulares y cómo el naranjo va sustituyendo, paulatinamente primero y con rapidez después, a toda una serie de aprovechamientos agrícolas tradicionales.

Origen del cultivo del naranjo

Desde finales del siglo XVIII hasta mediados del siglo XIX, el cultivo del naranjo en Valencia fue extendiéndose lentamente, aunque de forma constante, por tierras valencianas. Pero el verdadero origen del cultivo del naranjo en Valencia puede datarse a partir de 1840, fecha a partir de la cual se propagó. De manera que ya en 1908, cubría una superficie de 37.400 hectáreas, distribuidas entre las grandes comarcas de la Comunidad Valenciana. Citamos La Ribera Alta, La Ribera Baixa, La Safor, La Plana Alta i Baixa, el Camp de Morvedre y l’Horta Sud como las principales zonas en donde el origen del cultivo del naranjo se propagó de forma magnánima.

El cultivo del naranjo en Valencia culminó el proceso de expansión con la conversión de este frutal en el cultivo por excelencia del regadío valenciano.  El naranjo sustituía así a un cultivo de secano donde predominaba el algarrobo, el olivo, la vid, y otras plantaciones como el cacahuete, e incluso el tabaco. De esta forma, la economía y el paisaje fueron cambiando grandes zonas de todo el litoral valenciano. Un litoral que pronto empezó a ver también modificado sus terrenos con la instalación de pozos de riego, motores y casetas de goteo que con el tiempo han alimentado la savia de toda una región que lucha día tras día por mantener su huerta.

La demanda creciente de frutas frescas por parte de los países industrializados del norte de Europa y la revolución del transporte impulsó también el comercio de exportación y propiciaron que el cultivo del naranjo se fuera extendiendo por gran parte de los pueblos de la provincia de València.

A esta coyuntura de hechos favorables para la expansión del cultivo del naranjo en València se sumaron otros factores propios: la propiedad agraria era algo que ya formaba parte de las economías domésticas, se empezaban a comprar hanegadas de terreno propias para dedicarlas al cultivo del naranjo, se ensayaron nuevas técnicas y cultivos que venían aumentar la rentabilidad de las explotaciones, se construyeron almacenes, se constituyeron sociedades mercantiles, sindicatos agrícolas y Cooperativas con el objetivo de dar trabajo a los jornaleros y también, se dio paso a la incorporación de la mujer al mercado laboral en seleccionando y encajando las naranjas. Y todo con el objetivo de mejorar la renta agraria de una región que abría los ojos a un futuro prometedor que ahora lucha por mantenerse a flote.

El cultivo del naranjo tiene detrás una gran historia que culmina con un increíble fruto. ¿Quieres comprar naranjas online? ¡No te lo pienses más! De la huerta a tu puerta en 24 horas, haz ya tu pedido. 

Escrito en curiosidades, naranjas

Diferencia entre fruta y verdura

Las frutas y las verduras constituyen una parte importante en la dieta básica de todas las personas. Seguramente, en más de una ocasión, te habrás preguntado la diferencia entre fruta y verdura. Pues bien, en este artículo te damos las pistas para establecer la diferencia de estos dos elementos imprescindibles en nuestra alimentación que provienen del reino vegetal. Con NaranjasYa es fácil saber la diferencia entre fruta y verdura. ¡Toma nota!

Qué diferencias hay entre frutas y verduras

Para conocer la diferencia entre fruta y verdura te damos las siguientes pistas:

  1. Las frutas son de colores variados. En cambio, en la mayoría de verduras predomina un único color: el verde.
  2. La fruta tiene semillas, ya sea por dentro o por fuera. Las verduras no las tienen.
  3. Otra diferencia entre fruta y verdura, es que las primeras son, en su gran mayoría, dulces, ácidas o incluso amargas. Por el contrario, las verduras no son dulces.
  4. Las frutas son bajas en calorías y grasas, pero presentan un alto contenido de fibra y azúcares naturales. Las verduras escasean en grasas y calorías pero tienen un alto índice de fibra.
  5. Muchas frutas son de sabor dulce con semillas amargas, pues contienen un azúcar simple llamado fructosa. Por otro lado, los vegetales son mucho menos dulces pues contienen menos fructosa.
  6. Una última diferencia entre fruta y verdura es que estas últimas se comen en los platos principales de nuestro menú mientras que las frutas pasan a un segundo plato. El postre y se pueden combinar con antojos tales como el chocolate.

Cómo se diferencia una fruta de una verdura

Resulta obvio que las frutas y las verduras provienen de las plantas. Su origen radica en la naturaleza y las dos comparten la misma función: servirnos de alimento. Pero entre ellas, radican ciertas diferencias. Para establecer la diferencia entre fruta y verdura debemos conocer primero el origen del todo. La botánica, como gran ciencia, las define muy bien:

  • La fruta es la parte de la flor de la planta.
  • La verdura procede de otras partes de la planta.

Así pues, la fruta es el ovario maduro y contiene semillas y la verdura es la parte comestible de la planta. Con su estructura, su procedencia y sus valores nutritivos podemos establecer cuál es la diferencia entre fruta y verdura.

Tanto frutas como verduras poseen altos valores nutricionales, pues contienen muchas vitaminas y son bajas en grasas y calorías. Que las dudas no te coman. Cómete tú las frutas y verduras. ¿Te atreves a diferenciarlas? ¿Eres más de fruta y verdura? Compra fruta online aquí y disfruta de este manjar.

Escrito en curiosidades